Diccionario

Reflujo

Es uno de los problemas de salud más frecuentes de los bebés, aunque puede presentarse en cualquier momento de la vida y resulta muy importante detectarlo a tiempo porque contiene ácidos que irritan la garganta, el oído, los senos paranasales y los bronquios, así que pueden congestionar mucho a tu pequeño.

Los síntomas del reflujo son mucha saliva, sueño intranquilo y expulsión frecuente de lo que la gente llama ‘agrieras’ y que son pequeñas cantidades de vómito. Como los niños se despiertan frecuentemente durante la noche por este motivo, las mamás creen que no duermen bien porque tienen hambre y les dan más comida, lo cual es inconveniente.