Una madre primeriza

tatiana.gil88_36333610 de Junio de 2020 0 comentarios

Temas:Cómo quedar embarazada

La verdad es que de joven jamas pensé en tener hijos. Fue luego de casarme que empecé a considerar la posibilidad, ya era un sueño de mi esposo. Creo que en el fondo tenía miedo de pensar que alguien dependiera de mí. Sin embargo, di en paso y nos pusimos a la tarea de dejar anticonceptivos, ir a chequeos, etc e iniciamos al tarea. Fueron pasando los meses, luego un año, el segundo y el tercero y nada. Mi esposo se hizo un conteo de esperma y salió muy mal. ¿Qué podiamos hacer?, es algo que no se soluciona tan fácil y te aleja mucho de la posibilidad de tener un hijo naturalmente. Lo que hicimos, y lo cuento con libertad, por que así fue y dio resultado fue: Orar. Tan "simple" como eso. Nos aferramos a Dios, a que sabíamos que era su deseo que pudíeramos ser papás y descansamos en que Él haría el milagro, por amor a nosotros.

Unos meses más tarde, volví de un viaje que nos ganamos con mi esposo para ir a ver a la selección de futbol de mi país. El viaje fue a Brasil, lo disfrutamos al máximo. Cuando volvimos, sentía mucho sueño, se lo atribuí al cansancio del viaje. Tenía mucha hambre, se lo atribuí al estrés del trabajo. No me llegaba el periodo, se lo atribuí a mi irregularidad y a las veces que no había llegado en el pasado. Pero en una mañana, recibí una llamada de quien era mi jefe en ese entonces, era para comunicarme que no seguría en mi trabajo por la re estructuración de la empresa y que había precindido de los más nuevos. Mi estado de animo se fue al piso, lloré mucho y empecé a culparme por perder el trabajo. Mi esposo se sorprendió mucho por ese repentino cambio y me dejo pasar por el "duelo" de perder el trabajo. Esa noche, el me invitó a salir, pensando en que me subiría el ánimo ir a cena y a cine. Al salir, me puse mi mejor pantalón y Oh sorpresa... no me cerró. Me miré al espejo y sinceramente no me sentía ni me veía "pasada de kilos", así que bajé al carro y mi esposo me miró y me preguntó que pasaba. Le conté y lo unico que podíamos hacer era una prueba. Al siguiente día, confirmé mi sospecha y efectivamente, luego de 3 años de intentarlo, de muchas pruebas negativas, de mucho llanto, de martirizarme la mente, de perder la fe y la esperanza, aparecieron las dos rayas rojas más esperadas de mi vida adulta. El positivo más grande confirmaban la noticia: Iba a ser mamá. 

Mamá es una palabra muy grande. Da miedo y a la vez te llena de un amor tan inifinoto que jamás podras explicarle a otra persona porque definitivamente, no se compara con nada. Tenía miles de preguntas, de temores, de dudas, de inseguridades, además que las hormonas no te ayudan. Sin embargo, empecé un recorrido, de puro aprendizaje, de entender paso a paso la maternidad, de enfrentarme a la opinion de muchas mamás, unas buenas y otras que siempre tienen algo que criticarte. 

Decidí iniciar este Blog, porque quiero ayudar con mi experiencia, a compartir esos sentimientos que me impulsaron a estudia, a investigar, a leer un montón. Quiero ser apoyo, como muchas mamás del mundo lo fueron con sus aportes. Creo que esta labor, requiere de una red de apoyo muy grande. Creo que debemos estar una para la otra en todas las etapas, en todos los casos, en todas las situaciones. Escribo est blog, esperano poder ser de ayuda para una mamá primeriza.

Estaré escribiendo una vez a la semana de cosas que a mi me pasaron, que aprendí antes, de otras que aprendí en la marcha, que sigo aprendiendo. De "errores", de preguntas, etc. Espero alguien allí afuera, le sirva y sepa que hay una mamá primeriza apoyandola. 

Calificación: 

Sin votos (todavía)
Para votar debes registrarte

tatiana.gil88_363336

Artículos relacionados del blog de expertos

Añadir nuevo comentario

Campos Badbot
Si ve estos campos, algo está mal.