Estimula la independencia de tu hijo permitiéndole hacer cada vez más actividades solo, siempre con supervisión.